lunes, 4 de junio de 2007

Canciones bajo la piel

Hoy la mano viene romántica.

Hace unos días por la media noche, mientras veía una película subtitulada sin sonido, me puse a hacer zaping con la radio, como delirantemente suelo acostumbrar.

A esa hora es común encontrarnos, salvo algunas raras excepciones, con la romántica artillería pesada de las FM, que con una facilidad increíble te puede hacer desear hacerte el harakiri (forma de suicidio muy desagradable, pero según dicen muy honorable...), si no andás bien de amores.

Esa noche pasaron una canción que hacía como 15 años que no escuchaba (cálculo muy a grosso modo, lol), pero que me hizo evocar con precisión lo que sentí en alguna oportunidad en el corazón, y lo que esa letra y música provocaron en mi cabeza en aquellos tiempos.

El título de la canción es "I can wait forever", y pertenece a los maestros al canto al amor, como son los Air Supply.
Después de oírla en la radio, la conseguí en mp3 y la he escuchado varias veces. Cada vez, vuelve a mi cabeza esa sensación de dolor profundo y sordo, al oír a Graham Russell, sobre el final de la canción acompañado de violines, casi llorar la letra diciendo "I can wait forever, if you say you´ll be there too"...

Pahhhhh....

Qué declaración de amor, por Dios!!!! Recuerdo en aquellos tiempos, casi oír los pedacitos de mi corazón rompiéndose al sentir esos acordes, o esa sensación de que sin esa persona, vivir la vida parecía hasta un pésimo chiste de mal gusto. Una amarga y sórdida injusticia.

En esos momentos se está completamente seguro de que podemos esperar eternamente, hasta que se dé cuenta que inequívocamente somos el uno para el otro.

Recuerdo esa sensación de evocar y atesorar pequeñitos momentos vividos, donde el vínculo alma con alma era único e irrepetible, pero por supuesto absolutamente insuficiente.
Donde pasaban los días, y no pasaba nada, y el vacío del alma era tan grande, que hasta te costaba respirar si no sabías de esa persona.
Donde hasta las más pequeña señal que te diera, era un bálsamo para el pobre corazoncito hecho pomada, convencido de que no había posibilidades, o que estaba todo perdido.

Qué canción turbadora.
Es fantástico cómo algunos acordes o voces, quedan grabados en la memoria junto a los retazos y vicisitudes de la vida, y años después sin quererlo, la escuchás y los volvés a recordar.
Bueno, ta. Acá está.
Chau.



"I can wait forever"" - Air Supply
(Graham Russell, David Foster, Jay Graydon)

When you say, I miss the things you do
I just want to get back close again to you
But for now, your voice is near enough
How I miss you and I miss your love
And though,
all the days that pass me by so slow
All the emptiness inside me flows
All around and theres no way out
Im just thinking so much of you
There was never any doubt

I can wait forever, If you say you´ll be there too
I can wait forever if you will, I know its worth it all,
to spend my life alone with you

When it looked as though my life was wrong
You took my love and gave it somewhere to belong
Ill be here, when hope is out of sight,
I just wish that I were next to you tonight
And though, Ill be reaching for you even though
You´ll be somewhere else, my love will go
Like a bird on its way back home
I could never let you goAnd I just want you to know...

I can wait forever, If you say youll be there too
I can wait forever if you will
I know its worth it all, to spend my life alone with you...

Where are you now?
Alone with the thoughts we share?
Keep them strong somehow.
And you know I'll always be there.

I can wait foreverIf you say you’ll be there too
I can wait forever if you will
I know it’s worth it all,
To spend my life alone with you

2 están más cerca del alfajor:

Bichicome dijo...

Air Supply.
Esos robaron lindo... que es de la vida de esos seres?

Mistique dijo...

Cómo anda Don Bichicome?
No sé si robaron lindo, pero que juntaron guita con carretilla, ni lo dudes.
Tampoco sé qué es de esos seres hoy día. Sé de cuando una era mozuela, y las canciones de ellos se mezclaron con vivencias muy fuertes y allí se quedaron para siempre.
Un gusto tenerlo por estos lares.

Publicar un comentario